Gracias

Gracias

martes, 10 de julio de 2018

Cambiando patrones mentales. Por P'taah


P’taah: Realmente desde el punto de vista más amplio, la mayoría de sus preocupaciones no son importantes.

Interlocutora: Si, estoy completamente de acuerdo pero es mucho más fácil verlo, creo yo, desde el punto de vista de un ser de luz, que alguien que esté en el planeta afectado por esos problemas.

P’taah: Ciertamente así es y lo sabemos. Sin embargo
lo que les decimos es que desde una visión más amplia, vienen aquí para tener una experiencia, sea la que ésta sea, y no hay ningún juicio sobre ella.

Interlocutora: Ok, Ok.

P’taah: ¿Lo ven? Y otro de los temas es que todos están luchando para ser perfectos, para ser dignos.

Interlocutora: Así es.

P’taah: Así que de nuevo volvemos a algo que hemos repetido muchas veces.

Interlocutora: Entonces ¿Cómo llegamos a la raíz de ese ser indignos y lo transmutamos? Como sabes, me cuesta...

P’taah: Querida que tal si simplemente dicen: “Yo al igual que todo el mundo tengo la misma tonta y falsa percepción probablemente desde el día de mi nacimiento de que no soy digno... y sé que ésta no es la verdad, algunas veces incluso siento que ésta no es la verdad” y no hagan nada más. Luego se
encontrarán con que mientras siguen reconociendo la mayor verdad sobre lo que son realmente, entonces esos sentimientos de ser indignos desaparecerán.


Interlocutora: Si, si, supongo que así es. En mi vida esto es una constante. Y es lo mismo para la mayoría de las personas y sabemos lo difícil que es.

P’taah: Claro, casi se apodera de sus vidas cuando se enganchan con eso de nuevo. En cierto modo es como decir: “Soy adicto a los cigarrillos y esta adicción no me molesta para nada hasta el momento en que no tenga cigarrillos.”

Interlocutora: Ese es exactamente nuestro dilema, si.

P’taah: Tal como ya hemos dicho alguna vez, lo cambias cuando el cambiarlo es más importante que no cambiarlo. Pero también hay algunos trucos.
Interlocutora: ¡Qué bien!

P’taah: Especialmente con este tema del ser indigno. Uno de esos trucos es el cambiar el patrón neuronal, a través de dar las gracias por el conocimiento de que son dignos de todo lo maravilloso, simplemente porque existen como una Perfecta y Eterna Expresión de la Fuente. Y pueden cambiar estas palabras para que se ajusten a ustedes, siempre que mantengan el significado y que éstas despierten el conocimiento interior de esta verdad y que den las gracias por ello. Y como ya saben después de todos estos años dando gracias, saben como cambia la realidad.

Interlocutora: Ciertamente.

P’taah: Y saben como cambian los patrones neuronales. Como cambia la realidad física.

Interlocutora: Si, ahora percibo mi mundo de una manera muy diferente que como lo hacía antes de dar las gracias en cada momento. Y forma totalmente parte de mí ahora que está en mi corazón, y ya no está más en mi mente.

P’taah: Así es. Y para aquellas personas que realmente dudan sobre la eficacia del método del agradecimiento, sería de utilidad tomar en cuenta los experimentos hechos con el agua. Como al decir gracias se cambia la estructura molecular del agua. Diciendo “te amo”, “eres hermosa”.... ¿Lo entiendes?
Así que si al decir gracias pueden cambiar la estructura del agua, la cual no parece ser parte de ustedes, imaginen como sería cuando dicen “gracias” en su interior, no sólo para sus cuerpos emocionales sino también para sus cuerpos físicos. Y es por esto por lo que les pedimos que agradezcan la comida que ponen en su boca. Dar las gracias por cada cosa maravillosa en sus vidas, bien sea una flor que se encuentran en el camino, la comida que llevan a su boca o la compañía de sus mascotas o el amor en sus vidas, por el éxito, por la emoción cuando crean algo maravilloso en sus vidas diarias. Cuando dicen “gracias, gracias” mientras están en el agradecimiento, están cambiando el mundo. Realmente cambiando el mundo.

Interlocutora: También estoy completamente convencida de ello. Es como si transformara todo lo que toca.

P’taah: Lo hace, e incluso más allá de lo que ven. Nada está separado. Les decimos esto una y otra vez, nada está separado. Así que al decir “gracias” al estar en agradecimiento, esas ondas van más allá de su comprensión, más allá de su conocimiento de la realidad. Y no están separados en lo físico. Al enviar sus agradecimientos, toda persona en el mundo cambia. Permite un espacio para la transformación, incluso para aquellos que no son conscientes de ello. Permite un espacio para la transformación.

Jani King /P'taah
www.Ptaah.es