Gracias

Gracias

jueves, 10 de noviembre de 2011

Adaptándose a vivir desde el corazón


Cuando ustedes se atreven a vivir desde la inspiración interna, y sólo hacen lo que les brinda alegría, esto creará un orden natural en sus vidas. Ustedes se sentirán relajados y felices, sin la necesidad de moldear el flujo de la vida. Se liberaran de la necesidad de lo predecible. Esto es vivir sin temor, con la plena confianza en que la vida les traerá lo suficiente para ustedes.

Crear desde el corazón es más poderoso y requiere menos esfuerzo que crear desde el ego. Ustedes no se tienen que preocupar por los detalles; sólo necesitan estar abiertos a todo lo que es, tanto dentro como fuera.
Con esta apertura, ustedes pueden de vez en cuando sentir un cierto tirón. Pueden sentirse conducidos hacia ciertas cosas. Este tirón es realmente el silencioso susurro de su corazón; es su intuición. Cuando ustedes actúan desde la intuición, están siendo tironeados, en lugar de empujar. Ustedes no actúan hasta que sienten en el nivel interno que es apropiado actuar. Ya que ustedes están mucho más acostumbrados a empujar, por ejemplo usando su deseo para crear cosas, el cambio energético del ego al corazón es totalmente un desafío para ustedes.


El cambio requiere una tremenda ‘desaceleración’. Para realmente entrar en contacto con el flujo de su intuición, su conciencia tiene que hacer un esfuerzo para “no hacer”, para dejar que todo sea. Esto se opone mucho a lo que ustedes piensan y están acostumbrados. Ustedes están mucho más habituados a basar sus acciones sobre los pensamientos y fuerza de voluntad. Ustedes dejan que sus pensamientos determinen sus metas y usan su deseo para realizarlas. Esto es totalmente lo opuesto a crear desde el corazón.



Cuando ustedes viven desde el corazón, escuchan a su corazón y luego actúan conforme a eso. Ustedes no piensan, escuchan, con una conciencia alerta y abierta a lo que su corazón les dice. El corazón habla a través de sus sentimientos, no a través de su mente. La voz de su corazón puede ser mejor oída cuando ustedes se sienten tranquilos, relajados y arraigados. El corazón les muestra el camino hacia la realidad más amorosa y alegre para ustedes en este momento. Sus susurros y sugerencias no están basados en el pensamiento racional. Ustedes pueden reconocer la voz del corazón por su delicadeza y el toque de alegría en ella. La delicadeza está en ella porque el corazón no impone; no hay condiciones prendidas a sus sugerencias. Su “propio corazón” no está atado a sus decisiones y los ama hagan lo que hagan.

Vivir desde el corazón no significa que ustedes se vuelvan pasivos. Es dejar que las cosas sean, sin calificarlas como correctas o incorrectas, sin arrastrarlas a un modo más que a otro, requiere mucha fuerza. Es la fuerza de estar totalmente presente, de afrontar todo lo que hay y solo observarlo.

Ustedes pueden sentirse vacíos, o depresivos, o nerviosos, pero no tratan de alejar estas cosas. Todo lo que hacen es rodearlo con su conciencia. Ustedes no comprenden el verdadero poder de su conciencia. Su conciencia está hecha de Luz. Cuando ustedes sostienen algo en su conciencia, esto cambia a causa de eso. Su conciencia es una fuerza sanadora, si ustedes no la atan con su pensamiento y su 
adicción al ‘hacer’.


Sus vidas están llenas de la dictadura de la mente y el deseo, la prioridad (preeminencia, primacía) de pensar y hacer. Noten que tanto la mente como el deseo trabajan con normas generales sustentadas en el temor. Ustedes pueden percibir que el impulso a querer controlar la realidad a través del pensamiento y el deseo es lo que los pone inquietos y ansiosos. Cuando ustedes liberan sus expectativas y control, permiten que se despliegue la magia de la vida.

La intuición trabaja de manera diferente. La intuición siempre está hecha a la medida de una persona, de un momento particular. Por lo tanto no puede ser sujetada al análisis racional o las reglas generales.
Vivir y actuar de acuerdo a su intuición pide un elevado nivel de confianza, porque sus elecciones están basadas solamente en lo que ustedes sienten como correcto.

Vivir desde el corazón entonces les pide que liberen el hábito de usar excesivamente su mente y el poder de su deseo; también los desafía a verdaderamente a confiar en ustedes mismos. Llevará tiempo aprender a escuchar su corazón, en confiar en sus mensajes, y a actuar de acuerdo a ellos. Pero cuanto más lo hagan, más van a entender que sólo abandonando sus preocupaciones y dudas a la sabiduría de su propio corazón es como encontrarán la paz interior.

Todo lo que tienen que hacer es escuchar. Estén alertas a lo que está sucediendo en sus vidas, a qué sentimientos tienen sobre otras personas o situaciones. Cuando ustedes estén alertas a lo que está sucediendo dentro de ustedes, la realidad les otorgará la información que necesitan para actuar apropiadamente. Por ejemplo, ustedes pueden ser consientes del deseo de tener una relación amorosa, en la cual se puedan comunicar verdaderamente con el otro. Si ustedes aceptan este anhelo, sin tratar de hacer algo que implique forzar al deseo por miedo a quedarse solos, ustedes estarán asombrados de cómo el universo les responderá.

No se trata de manipular o dirigir ninguna conclusión, sólo hay que sostener el anhelo en la Luz de su conciencia, sintiéndose bien por lo que son y tienen actualmente, de esta forma su llamado será escuchado y respondido. Puede llevar más tiempo de lo que ustedes esperan, porque hay cambios energéticos que se tienen que realizar antes de que ciertos anhelos suyos puedan ser cumplidos. No olviden que ustedes son los arquitectos creadores de su realidad energética. Si ustedes la crean desde el miedo, el universo les responderá de acuerdo a él. Si ustedes la crean desde la confianza, recibirán todo lo que desean y más.

@ Jeshua por Pamela Kribbe