Gracias

Gracias

jueves, 28 de julio de 2011

Soberanía personal. Por Jani King


Hoy os vamos a hablar sobre la soberanía personal. Te hemos escuchado decir, que eres una víctima, así que también hablaremos de ello. Pero muchísimo más importante que el victimismo es tu soberanía. Cuando verdaderamente entiendas que eres tú el que crea tu realidad, entonces comprenderás quién eres y que no tiene sentido esa idea de ser una víctima.

Te decimos que cuando consideras la vida desde esta dimensión de la realidad, es muy fácil involucrarte en el drama y las historias de tu vida. Te involucras tanto en estas historias, que te olvidas de la verdad que eres.


La verdad sobre ti, es que en todo momento, eres una expresión perfecta y eterna de la creación. No hay excepciones a esto. Eres un gran ser espiritual multidimensional, jugando este maravilloso juego que se llama: “la vida humana, ahora”.

La verdad es, que tú creas cada parte de tu vida completamente. La creas a través de tus pensamientos y tus creencias, es decir; tu estructuras de ideas, muchas de ellas son sostenidas universalmente y reafirman tu realidad. La creas a través de tus deseos y de tus miedos también.

Cuando entiendes eso, entonces te das cuenta como la mitología de la victimización y de las historias sobre tu existencia se perpetúan. Naces en una familia y esa familia tiene ideas y su propia mitología.

Has sido criado con toda esa mitología. A su vez tu has creado otro paradigma, otra estructura de creencias. Se puede decir que tus ideas y creencias sobre la realidad, son la casa en la que habitas. Así que se puede decir que la realidad, es creada por tus ideas sobre lo que eres y tus ideas sobre como debe ser la realidad, la realidad aceptada.

Estas ideas son sólo formas de energía, tus pensamientos son formas de energía. Lo que le da el poder a estas ideas es tu emoción, tanto si la emoción es amor y alegría como si es miedo. Te recordamos que todo aquello que no es amor está basado en el miedo. Así que si estás de acuerdo con esta hipótesis que te damos, puedes entonces ver que si tu lo creas todo ¿Cómo entonces puede existir alguna víctima?..

Te escuchamos preguntar, “Si yo creo mi realidad, ¿Cómo es que he creado la tragedia y el drama en mi vida?. O ¿Por qué elegiría nacer en una zona de guerra, de miseria, de abusos y de torturas?., ¿Por qué elegiría nacer en esta realidad disfuncional?.

Bien pues de nuevo te decimos, míralo desde un punto de vista más expandido. No tienes una sola vida, tienes miles de vidas. Fuera de este continuo de espacio y tiempo, todas ocurren en el mismo momento, son realidades simultáneas, y tú como un poderoso ser espiritual vienes a la vida una y otra vez.

Una de las razones por la que seguís volviendo es por la intensidad de la frecuencia llamada e-moción. La parte más elevada de ti, no juzga las emociones como buenas o malas. Es simplemente una experiencia. Así que toma en cuenta que en este momento, estás experimentando no sólo esta realidad percibida, sino que simultáneamente estás experimentando cientos de otras realidades.

Debemos decirte, que todos existís simultáneamente en todas las dimensiones de realidades. Existes en todos los reinos hasta el vacío de la creación. Así de grande, así de poderoso y así de maravilloso, eres realmente.

Eres en todo momento una perfecta y eterna expresión de la mente de la Creación, o Dios/Diosa, del Todo Lo Que Es. Eso es lo que eres, esta es la verdad sobre ti. ¡Que poderoso, poderoso seres creativos!

Cuando tomas en cuenta lo que estás creando en cada momento, principalmente inconscientemente, puedes imaginarte cómo podría ser, cuando seas completamente consciente del cómo, por qué y el qué creas. ¡Es realmente excitante!.

Os tenemos que contar algunas cosas sobre el perdón. Bien, desde el punto de vista mas ilimitado, el perdón en sí mismo, es limitante, porque si tomaras responsabilidad por tus propias creaciones, entonces no hay nada que perdonar.

Diríamos que más bien si hablas sobre el perdón, entonces deberías ver cómo deseas perdonarte a ti mismo. De nuevo, ese es un concepto limitado porque cuando te culpabilizas por tu comportamiento, entonces no entiendes y no permites la soberanía personal de todas las personas y ciertamente la soberanía de tus cocreaciones en tu día a día.

Cualquier cosa que estés creando con otras personas en tu vida, ellos están ahí para su propia experiencia. Cuando estás eligiendo los padres, cuando estás eligiendo tus hermanos, etc., etc., inclusive cuando estás eligiendo tu propia genética, tu propia herencia genética, lo haces consciente de las probabilidades de esa elección, consciente de las probabilidades sobre las relaciones. ¿Ves?..

Sabemos que en todos vosotros hay culpabilidad, por algún comportamiento hacia alguien que habéis amado, amáis, o deberíais haber amado y no fue así.

Te decimos que la culpa es simplemente un lección no aprendida, y la lección es que co-creáis lo que sucede, juntos. No eres el juez de la vida de otra persona, de los deseos de los demás, tipos de vidas o experiencias, ni de su elecciones.

Cuando puedas realmente honrar quien eres, cuando puedas honrar todos tus aspectos, cuando puedas honrar tu elección divina, entonces, automáticamente honrarás las elecciones de todos los demás también, y no asumirás la responsabilidad de las elecciones de los demás.

Hay algunos quienes asumen la responsabilidad y dicen: “Es sólo un niño, un bebé. ¿Cómo no podría yo asumir la responsabilidad por ese bebé?”.

Te decimos, bien sea un alma envuelta en el cuerpo de un bebé o en el cuerpo de un aciano, la edad del alma es la misma. No hay almas jóvenes ni almas viejas. Fuera de la limitación de la experiencia y el conocimiento, tu reconoces la divinidad de todo. Se trata únicamente de amar absolutamente, de apoyar, en el conocimiento de que no hay víctimas, sólo voluntarios para una experiencia.

Ptaah: Bien, es el momento para las preguntas.

Participante: Okey, me gustaría que nos dieras ejemplos, de cómo podemos saber que estamos asumiendo completamente la responsabilidad de nuestras vidas.

P´taah: Cuando no estás culpando a otro por lo que sucede.

Participante: ¿Y cómo se sabe que no estamos haciendo eso en un nivel inconsciente?.

P´taah: Oh, te decimos que realmente sabes cuando culpabilizas a alguien, por lo que está sucediendo. Tu realmente lo sabes. Entonces no estás asumiendo la responsabilidad.

Te recordamos que no hay accidentes, ni coincidencias. Así que ciertamente, reaccionas muy a menudo culpando a otras personas. Te decimos que cuando culpas, no se siente cómodo. Hay mas bien un sentimiento de vacío hacia ello en tu vientre, incluso si has creado algo de lo que no eras consciente en el momento.

Cuando ves tu pasado, los incidentes de tu pasado, y recuerdas cosas que te han causado daño y cosas de las que has culpado a otros; en ese momento, no sabías otra cosa que culpar a los demás. Todos vosotros vivís mucho en el pasado. La mayoría de vosotros estáis influenciados por vuestro el pasado, emociones pasadas, el dolor del pasado y el miedo.

Sin embargo; te decimos que no puedes desaprender algo. Puedes hacerle caso omiso por un tiempo, pero entonces cuando sabes que no eres una víctima, y continúas culpando a los demás, te aburres de los sentimientos de descontento que creas.

Una vez que puedas asumir las responsabilidad, y alinear el juicio que tienes sobre ti mismo, por las creación de ese incidente, o puedes ver los incidentes que has cocreando con alguien mas y han causado dolor, una vez que puedas alinear el juicio y dar gracias y bendecir desde el Dios/Diosa de tu ser y dar las gracias y bendiciones por esta oportunidad para crecer, por la oportunidad de saber, de convertirse “en algo más” por conseguir el mayor potencial de Quien Yo Soy. ¿Lo ves?., el estar en tu propio poder, produce un sentimiento muy cómodo. Ese es un sentimiento muy poderoso porque ahora estás tomando las riendas. Estás rendido aquello que eres. Estás en el lugar mas poderoso del universo. Es tu propio poder, permitiendo a la energía de la Diosa desplegarse. ¿Contesta eso tu pregunta, querido?.

Participante: Si gracias.

Participante: Si hay un grupo de personas que se sienten víctimas de la misa fuente, ¿Esa energía colectiva de victimismo tiene algún efecto sobre los que están involucrados?. ¿Si hubiera únicamente una persona que se sintiera como una víctima, sería eso más fácil de disipar, o los sentimientos colectivos lo hacen más difícil?.

P’taah: Los sentimientos colectivos son siempre muy poderosos. Por eso es por lo que cuando ves tu mundo, vuestra consciencia colectiva, la idea de cómo debería ser tu mundo y lo que piensas que es, es como el concreto. Porque todos vosotros estáis de acuerdo, así que claro que es muy fuerte. Sin embargo; No importa lo fuerte que pueda ser la colectividad, tu libre albedrío y tu soberanía es lo más poderoso, porque eres el sol central de tu universo. Así que, aunque estés rodeado de personas que se enganchen a la consciencia de víctimas, el mero hecho de que tú no te enganches a eso, es muy poderoso. ¿Entiendes?.

Participante: O sea sigues tu voz interior.

P’taah: Ciertamente. Porque eres el sol central de tu universo. Lo has creado absolutamente. Ahora bien, si te unes a la consciencia de victima, entonces eso está bien. No hay juicio sobre ello. Es un rol muy fácil en el que caer. Mira a tu país, mmm…. Pero tienes el poder absoluto y es una elección sencilla, porque parte de tu ser soberano, parte de tu poder, es el que tienes una elección en todo momento. Incluso cuando estás cayendo en un viejo hábito, cuando te descubras haciéndolo puedes decir, ¡A ha! No se trata de esto, y se trata simplemente de cambiar el enfoque, o centrarte de nuevo, regresar a quien eres realmente.

Participante Cuando uno está en una situación incómoda y se siente ansiedad o incomodidad en la barriga, ¿significa eso que uno todavía está involucrado?.

P’taah: Eso simplemente significa que tienes miedo de hacer algo mal. ¿Recuerdas lo que hemos dicho?. Te decimos que nunca has hecho nada malo en tu vida y nunca has tomado una elección equivocada. ¿Lo ves?. Nunca.

Participante ¿Deberíamos ignorar ese sentimiento?.

P’taah: ¡Por supuesto que no! Reconoce el sentimiento. Es sólo ese niño que está dentro de ti, que tiene miedo de que él o ella hará algo mal, que ella o él no merece el amor, o teme causar dolor. ¿Te parece que tiene sentido para ti?.

Participante Si.

Participante ¿Cuando uno siente empatía por una víctima, significa que uno está afrontando dificultades con su poder personal?.

P’taah: Muy a menudo. Tiene muchas caras y sentirás que es lo adecuado, porque seguirás a tu corazón siempre.

Participante Tengo algunos amigos que han tenido experiencias de abducciones. Ellos han llegado a un punto en el que comprenden que esto ha sido cocreado por ellos antes en esta línea temporal, o antes de haber nacido, o algo así. Pero están teniendo problemas. Se están sintiendo como víctimas, porque piensan que no pueden cambiar la situación. En otras palabras, ellos han llegado a ese acuerdo, pero quieren cambiar el acuerdo. ¿Cómo alguien cambia un acuerdo como ese?.

P’taah: Primero hay que decir que la razón por la que quieren cambiar ese acuerdo, es por el miedo. Cuando es una comunión en amor, ¿por qué quisieran cambiarlo?. Cuando cambias el miedo cambias la realidad. Cuando esta totalmente dominado por el miedo, eso es lo que ves. Cuando cambias la percepción y cuando estás en ese lugar de amor y aceptación y rendición a la verdad de lo que eres, que es que eres en todo momento una perfecta, eterna, soberana expresión de la creación; entonces estás a salvo en ese lugar de amor y aceptación y toda la experiencia cambia a una de amor y aceptación. ¿Tiene esto sentido esto para ti?.

Participante ¡Oh, absolutamente!

Participante El holocausto. ¿Fue algo que creció en la consciencia de todos los que estaban involucrados, o fue un acuerdo de las almas antes de venir?. ¿Cómo puede suceder algo tan atroz?.

P’taah: El Holocausto era una probabilidad. También fue una creación de generaciones. No sucedió de repente. El miedo, engendra miedo y engendra miedo. Ese tiempo fue ralamente extraordinario porque contenía la última parte del ciclo antes de la transformación. En la historia de tu planeta hay situaciones peores, y las hay ahora.

Participante ¿Puedes hablar sobre ello?.

P’taah: Hoy en día la humanidad aprenden muy lentamente.

Participante En Bosnia o…..

P’taah: Y en Africa. Nada cambia y todo cambia.

Participante Pero eso no es ni bueno ni malo.

P’taah: No es ni bueno ni malo. Ha sido toda una experiencia por el cual ha habido mucho aprendizaje sobre soberanía.

Participante ¿Puedes definir soberanía?.

P’taah: Poder libre. Elección. Soberanía es estar en el conocimiento de que tu lo creas todo absolutamente. Tener eso que se ha llamado la exterminación a esa escala, y que haya sido algo tan público, ha sido muy, muy impactante, y ha cambiado a generaciones de personas. ¿Lo ves?.

Participante: ¿Entonces quieres decir que el miedo es un sinónimo de víctima y una vez reconozcamos el hecho de que somos co-creadores los dos desaparecerán simultáneamente?.

P’taah: En cierta forma, te decimos que no necesariamente. Puedes estar totalmente impulsado por el miedo sin ser una víctima. Todos los que están en puestos de poder en tu mundo, viven en miedo de no tener poder. Aquellos que toman lo que no es suyo, tienen pánico de la escasez. Aquellos que son abusadores han sido abusados. Todo eso es miedo.

Lo que no es amor es miedo. Cuando te puedes adueñar de ese miedo, cuando llegas al fondo del miedo en cualquiera de sus expresiones. Sea rabia, lujuria por el poder, tomar lo que no te pertenece, sea lo que sea, las personas tienen un miedo primordial, y es que él o ella no son merecedores de amor y de ser amados. Todo se ramifica desde ahí.

Puedes pensar que esta muy trillado o es una forma simplista de ponerlo. Pero te lo decimos desde nuestra íntima experiencia con la humanidad. Cuando aceptas todos los aspectos que eres. Cuando amas todos esos aspectos de ti, que hasta ahora han sido rechazados, y cuando puedas ver a ese pequeño niño o niña que hay en ti, que está aterrorizado de que no es merecedor de amor o de amar; entonces, querido, es cuando recuperas tu soberanía y poder.

Participante: Si, ¿entonces se trata de amar todas las experiencias y rendirse al ahora, y apreciar el amor que se gana al rendirse al proceso en la cocreación de todos los aspectos de nuestra vida?.

P’taah: Absolutamente.

Participante: Me refiero a todo los aspectos de nuestra vida.

P’taah: Absolutamente. Cuando estás reconociendo tu poder personal, reconoces que tu vida es tu creación absolutamente, todas las partes de tu vida. Es cuando no te atas más a tu pasado, cuando estás en el hábito de tratar con el ahora, cualquier cosa que esté ocurriendo, y sabes que esta ocurriendo por que “el como se siente” te lo dice. ¿Lo ves?.

Cuando simplemente puedes aquietarte, dirigirte al dolor o al miedo y asumir la responsabilidad, alinear el juicio, y absolutamente abrazar aquello que se siente. Se trata simplemente de aceptarlo y permitirlo. Es rendición. Es dejar ir y decir “ Aquí estoy”, Una vez dejas que ocurra, -y esto no tiene que ver con el hacer, no puedes hacerlo. Simplemente es aceptación y dejar que sea. Esa es la energía de la Diosa, la rendición, ¿mmm?.- automáticamente te centras, listo para el próximo momento en amor, paz, alegría, harmonía, apreciando el ahora y la belleza, entonces el ahora fluye.

Estás creando alegremente. Estás permitiendo la espontaneidad. Permites una inmensa creatividad sin esfuerzo, sin lucha, sin hacer nada excepto aquello que hace cantar a tu corazón. Cuando haces aquello que hace cantar a tu corazón, todo lo que deseas simplemente se pone en su sitio.







Cuando estás en ese lugar de escasez, en ese lugar de victimismo. Cuando estás en ese lugar de lucha y esfuerzo, de hacer, hacer, hacer cosas aburridas, porque crees que sino las haces día a día, entonces no habrá comida en la mesa y no podrás pagar la renta, ¿Lo ves?. Así que haces la vida muy aburrida, porque eso es lo que crees. Así es exactamente como es, ¿mmm?.

Así que en muchas ocasiones, es un salto de fe decir: “Yo sé quien soy, Yo sé que lo que soy en todo momento es una perfecta y eterna expresión de la creación.” Y cuando lo cambias aquí “señalando el corazón” lo cambias fuera. Es automático. No puede ser de otra forma, porque lo creas todo absolutamente. Creas desde tus ideas, de tus creencias, de tu intención, tus deseos, tus expectativas. Todo es tuyo.

Participante: Parece tan difícil cuando se sabe que es lo correcto para uno, y te encuentras en ese lugar de alegría y vas a compartirlo. La consciencia de todos los demás con los que te encuentras y en todas las partes que tu mente va y ve. Es tan diferente de tu realidad que es difícil estar centrado en ese lugar de conocimiento.

P’taah: Querido, cuando te decimos que todos estáis corriendo de un lado para otro, buscando una relación que llene los lugares vacíos en ti, entonces es cuando encuentras alegría, tu éxtasis, tu felicidad. Así que a menudo estás habituado a desear o sólo llenarte cuando ese éxtasis es reflejado a ti y algunas veces te olvidas que eres el sol central de tu universo. Sin embargo; te decimos que cuando puedes compartir la alegría y la emoción sin desear nada a cambio, entonces se te hará más fácil y te decepcionarás menos.

Para aquellos de vosotros, que estáis alcanzando la alegría, que os estáis alcanzando a vosotros mismos día a día, en la felicidad y armonía y en la emoción de vuestras creaciones. Cuando compartes tu verdad con alguien mas y contesta: “¿Qué?., ¿Estás loco?. Mira a tu alrededor. Mira la realidad”. Entonces, querido tienes que practicar un poco en mantenerte centrado en la esencia de eso, sin apegarte a la reacción de los demás.

Participante: Supongo que en cierto modo, mi corazón anhela una calurosa celebración con otras personas.

P’taah: ¡Entonces que así sea! Si eso es lo que deseas, querido, entonces deberías crearlo. Deberías crearlo. No tengas las expectativas de la forma en que debe ocurrir, sino la expectativa de que ya es. Cuando estás en la aceptación ves ese reflejo y entonces así será.

Participante: Si hay alguien que amas y por lo tanto tienes un profundo sentimiento hacia ellos, porque están atravesando momentos difíciles. Es complicado estar cerca de ellos porque es muy doloroso. ¿Debería uno situarse en esas situaciones muchas veces, e intentar transmutar el dolor mientras estén en él?. Es definitivamente más intenso que si evitaras a esa persona.

P’taah: Querido, ¿por qué crees que creas las relaciones?. La verdad sobre las relaciones consiste en compartir la dicha que eres. Pero te decimos que se convierte en una pesadilla más que en una relación porque inicialmente os unís para llenar un vacío. Os unís con las expectativas de conseguir un ideal. Cuando no es satisfecho, te decepcionas. También las relaciones son un espejo justo frente a ti. Debes afrontar cara a cara los temas que no están alineados.

Así que te decimos, que si huyes del miedo o del dolor, lo encontrarás a la vuelta de la esquina. De nuevo te decimos que no es necesario meterse en la historia, sino estar ahí en amor y afrontando tu propio sentimiento mientras surge. Cuando estés sintiendo dolor, asume la responsabilidad, alinea el juicio y siente el sentimiento.

Participante: ¿Incluso si se lleva muchas, muchas, muchas veces y mucho esfuerzo, tienes que seguir haciendo el esfuerzo de hacerlo y hasta que ya no haya más?.

P’taah: Deja de intentarlo y hazlo. Déjame que te recuerde que es como pelar una cebolla. Te ha llevado todas estas vidas, poner estas capas alrededor de tu corazón. Es posible hacerlo todo a la vez, ¿sabes?. Esa es la verdad. Es posible hacerlo todo a la vez. Amáis las historias. Cada vez que tengas una elección, todo lo que no alinees a tiempo, te prometemos que volverá otra vez a por ti.

Participante: ¿Es nuestra elección?. ¿Podemos hacerlo ahora?.

P’taah: ¡Claro!

Participante: O podemos prolongarlo por un tiempo.

P’taah: Eso es.

Participante: y da igual si lo hacemos. Sólo es nuestra elección.

P’taah: Por supuesto. Este es tu juego, todas las partes de él. Eres el jugador, eres el árbitro, y vas haciendo las reglas conforme juegas. Definitivamente no hay juicios excepto de ti mismo, el árbitro, y ese es el juicio más salvaje de todos por supuesto. Ningún Dios os trataría nunca tan severamente como os tratáis a vosotros mismo.

Participante: Hablabas al principio sobre las vidas que suceden simultáneamente. ¿Hay vidas que sean más alegres de lo que estamos aquí?. ¿Estamos mostros en esta realidad ahora, para aprender las lecciones?.

P’taah: No estáis aquí para ninguna lección. Estás aquí por la experiencia. Ciertamente el que puedas adquirir sabiduría de las experiencias es maravilloso.

Te decimos, te recordamos, que no sólo estás enfocado en muchas otras vidas humanas en esta dimensión, también estás experimentando otros enfoques de otras realidades fuera del continuo del espacio y tiempo, fuera de este universo y hasta el mismo vacío de la creación. Tal como te habíamos dicho hasta el los reinos angelicales. Todos sois parte de eso.

No estás separado de nada. Así que por supuesto, estás experimentando el estado eterno de dicha. Cuando duermes, cuando sueñas, vas a muchas dimensiones a jugar, a restaurarte, a ganar sabiduría, a recordarte la gran verdad.

Participante: ¿Estamos aprendiendo sobre el estado de victimismo, en otras vidas simultáneas también?.

P’taah: Oh, has sido una víctima muchas veces, querido, si.

Participante: ¿Simultáneamente?.

P’taah: Todos ocurren en el mismo momento, y todos habéis sido grandes víctimas. Todos sois grandes víctimas en otros lugares. Pero mientras vas cambiando tus aquí y ahora, estás cambiando todas tus vidas, lo que llamas tus vidas pasadas y futuras.

Participante: ¿No son sólo en el planeta tierra?.

P’taah: No en absoluto. No sólo en la realidad de esta dimensión. No sólo en la tercera densidad. En la cuarta y quinta dimensión, pero te decimos que estos números no son nada para ti. Ni siquiera conoces esta dimensión, por lo que mejor dejar las otras tranquilas. Lo que está por ocurrir aquí, ciertamente afectará a otras realidades.

Participante: ¿Estás diciendo que éste será, de hecho, el acto final de esta obra en particular, en cierta forma, y que vamos a seguir adelante?.

P’taah: Eso es correcto.

Participante: Okay. Entonces cuando sigamos para adelante, ¿cómo será?. ¿Vamos a evolucionar y tendremos una perspectiva que va a eliminar algunas cosas como el miedo y el dolor?.

P’taah: Absolutamente.

Participante: ¿Será este un proceso lento?.

P’taah: No está siendo muy lento. El ritmo está siendo rápido y parecerá que será más y más rápido, y por un tiempo, las polaridades parecerán que son más y más radicales. El tiempo, la probabilidad para este tiempo será el vuestro año 2012-2013. Podrías decir que será como una montaña rusa. Ya ha sucedido fuera del continuo del espacio-tiempo. En cierta forma, todo sucediendo más y más rápido.

El crecimiento es exponencial. El cambio en la consciencia será muy, muy rápido. Pero por algún tiempo, parecerá que la fuerza del miedo es más fuerte. Pero eso no es así. Simplemente demuestra las polaridades. Lo que sucederá es que el amor simplemente engullirá el miedo, y sucederá en un abrir y cerrar de ojos.

Aunque decimos que será en un abrir y cerrar de ojos a un nivel global. Sin embargo; en este tiempo, más y más personas están vislumbrando la transformación. No es que vayáis a ir a ningún sitio. Más bien se trata de un estado del ser. Esa frecuencia en ese estado del ser, es simultánea con todo el cambio de frecuencias de tu planeta dentro y fuera de él.

Hay gente que ahora están teniendo esta experiencia de unidad, esta experiencia de la quinta dimensión. En estos momentos es como un flash temporal, puede durar unos momentos y a la vez puede parecer una eternidad. Podría incluso durar varios días y luego se va. La gente está diciendo “No lo entiendo, no he hecho nada que provoque este extraordinario cambio”.

Lo que sucederá, es que más y más personas tendrán esta experiencia y más y más personas tendrán esta experiencia durante más tiempo. Luego cuando el cambio suceda, será como si te hayas olvidado de que fuera de otra forma. Es ese conocimiento de no-separación, de total Unidad. Es el estado en que conoces tu propia verdad. Será también capaz de ver los patrones universales.

En estos momentos, es a nivel emocional más que a un nivel intelectual. Ahora más que siendo un patrón intelectual, estás sintiendo ese conocimiento. Claro que llegará el momento en el que utilizaras el intelecto, en una forma profunda en cuanto al enfoque y eso traerá toda una nueva tecnología, que funcionarán a través de poderes como el pensamiento. De hecho esa es la forma en que se mueven por el espacio, las naves por las que estáis tan fascinados. Esa es la fuerza, la e-moción.

Así que te decimos que lo que ahora es importante, es darse cuenta que el poder, la fuente del poder de tu pensamiento, esta en tu emoción. Cuando la emoción es el miedo, eso es lo que creas. Cuando puedes abrazar el miedo y tener esos pensamientos potenciados por el amor, por la pasión, la alegría, y el conocimiento, que cualquiera que sea tu deseo ya es, y en la pasión de su manifestación, ciertamente el universo lo apoya absolutamente. Y eso, queridos míos, es ralamente soberanía personal. Es maravilloso y ciertamente lleno de maravillas.


Participante: Gracias por estar con nosotros esta noche.

Ptaah: Ah, amados, siempre es una alegría y un honor estar con vosotros, compartiendo vuestra esencia y hablar de esta manera. Venida a jugar con nosotros otra vez, ¿mmm?. El secreto está en no pasarlo por vuestra cabeza. Sino pasarlo por vuestro corazón. Por eso es por lo que decimos, “Quítate la cabeza, ponla bajo tu brazo y deja que corazón se encargue del trabajo” ¿mmm?. Deja que el cerebro se tome unas vacaciones.

Sabes, el intelecto fue diseñado únicamente para ser un sirviente del corazón. Pero se volvió muy arrogante en su deseo de controlar al mundo, ¿Ehhh?.

Bueno queridos, Os decimos Námaste, y os decimos hasta la próxima hasta el siguiente ahora. Ve en alegría y juega mucho, ¿De acuerdo?. Y no olvides cada día en declarar tus deseos, tu intención, y que sepas que ya es, y da gracias por el milagro que eres.

Jani King 2001.
www.ptaah.es